Roscon de tiramisu

Supongo que muchos habréis visto que suelo hacer recetas clásicas pero con sabores o ingredientes diferentes, pues aquí tenéis otra, un roscón que si os gusta el tiramisú os encantará y cuando lo presentéis a la mesa seguro que sorprende.
Si quieres puedes ver también este Roscón de chocolate y Baileys, una mezcla también muy rica.



ROSCÓN DE TIRAMISÚ
Ingredientes para 2 roscones medianos:
Para las roscones:
90 ml. de café expresso (yo descafeniado)
1/4 cubito de levadura fresca
1 cucharadita de café en polvo
230 g. de masa madre
300 g. de harina de fuerza
100 g. de azúcar
1 huevo
40 g. de mantequilla pomada
Para la crema:
4 yemas de huevo
2 claras de huevo
90 g. de azúcar
500 g. de queso mascarpone
1 cucharadita de extracto de vainilla
2 hojas de gelatina
Cacao en polvo para espolvorear


Preparación:
El día anterior prepararemos la masa y la crema.
Para la masa, calentar ligeramente el café y desmenuzar en él la levadura y el café en polvo, diluir bien.
Yo lo hago con panificadora y coloco los ingredientes por este orden, el café con la levadura ya diluida, el azúcar, el huevo ligeramente batido, la mantequilla pomada, la harina y la masa madre, programa amasado y se deja fermentar 14-15 horas tapado con un film plástico que habremos untado ligeramente con aceite, para que la masa no se enganche.
Para la crema, hidratar la gelatina 10 min. Poner al baño María las yemas, el azúcar y el extracto de vainilla. Remover hasta que la crema cambie a un color amarillo clarito y espese.
Entonces poner la gelatina escurrida, diluir bien.
En otro bol colocar el queso y añadir encima las yemas. Mezclar bien.
Montar las claras y añadir con cuidado a la mezcla anterior. Dejaremos en a nevera hasta el día siguiente.
Pasadas las 14 horas, desgasificar la masa y hacer dos porciones. Formar con cada una de ellas una bola y colocar sobre la bandeja del horno que tendremos cubierta con papel de hornear untado con aceite. También utilizaremos dos aros de metal untados con aceite. Con los dedos haremos el agujero y para que no se cierre colocamos los aros y dejamos levar 3 horas.
Precalentar el horno a 200º y hornear 15-20 min. Dejar enfriar sobre una rejilla.
Una vez frío, cortar el roscón por la mitad, colocar la crema en una manga pastelera (se puede hacer también con una cuchara o espátula) y rellenar, colocar la tapa de arriba y a la hora de servir espolvorear el cacao en polvo.

Fuente: Madrid tiene miga
               Enciclopedia mundial del queso de Juliet Harbutt

You May Also Like

55 comentarios